Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Volver arriba

Arriba

comentarios
Un robot que le enseña a los niños a programar

Un robot que le enseña a los niños a programar

Play-i es un juego compuesto por dos robots inteligentes diseñados para enseñarle a los niños los fundamentos de la programación. Aunque su lanzamiento está planeado para el 2014 ya es posible reservar un ejemplar desde 49 y 149 dólares.Leer más

Play-i es un emprendimiento creado por veteranos de Google, Apple y Frog design, que busca desarrollar plataformas y soluciones para que los más pequeños puedan aprender  programación de una forma fácil y divertida que les permita fortalecer sus habilidades motoras y cognitivas, acercándolos a este lenguaje que sin duda será una de las habilidades más importantes dentro del sector profesional en los próximos años.

El primer proyecto de Play-i, financiado a través de una campaña de crowdfunding que logró reunir más de 354 mil dólares, son dos robots inteligentes llamados Bo y Yana que ofrecen distintas posibilidades de interacción y juego las cuales pueden ser programadas por los niños a través de dispositivos móviles.

Bo es un robot explorador y curioso, que va mejorando sus capacidades a medida que el niño juega con él. Puede moverse por el piso con facilidad, recoger objetos, interpretar instrumentos o crear secuencias de movimiento, entre otros. Estas acciones son traducidas a códigos usados en programación que el niño puede aprender desde su smartphone o tablet para controlar y sacar más provecho al bot. Yana, por su parte, es un storyteller: puede darle vida a diferentes personajes mientras el niño se divierte.

Bo and Yana

Los dos robots fueron diseñados para niños de todas las edades. Los pequeños entre 5 y 8 años pueden jugar mientras aprenden a observar y ajustar códigos de programación. Los niños entre 8 y 12 años pueden ir más allá del juego y usar los lenguajes de programación Scratch y Blocky, creados por el MIT y Google respectivamente, para diseñar sus propias secuencias de programación. Por su parte, los niños mayores de 12 años pueden escribir códigos, crear aplicaciones para iOS y Android usando la API de Play-i.

Play-i es una iniciativa que busca brindarle a los niños herramientas para que puedan desenvolverse con facilidad en el futuro, donde saber programar será tan esencial como leer o escribir. Los creadores de estos robots se han preocupado por enseñarle a los pequeños la importancia de desarrollar habilidades competitivas para el futuro. Si los niños desde pequeños aprenden sobre programación y tecnología tendrán muchas más oportunidades en unos años, cuando los trabajos exijan como requerimiento principal habilidades computacionales. Play-i se suma a la lista de juguetes que enseñan a programar de una manera diferente y divertida, tendencia que crece gradualmente a pasos agigantados.

Imagen de previsualización de YouTube
Camila Alicia Ortega Hermida
    Obsesionada por el futuro de la educación, la relación entre el aprendizaje y la tecnología como un vehículo para transformar al mundo por medio del emprendimiento y la innovación social.